El concejal Kiko Cantó resalta la importancia de aumentar la seguridad del tráfico en una salida que se encuentra inmediatamente después de un cambio de velocidad y de luminosidad

El Partido Popular de Alcoy realizará un ruego en el próximo Pleno Municipal para que el gobierno socialista solicite al Ministerio de Fomento la instalación de alumbrado en la entrada sur de Alcoy por la autovía A-7, así como en el trayecto que transcurre desde dicha salida hasta la Rotonda de la Font Roja.

El 28 de octubre de 2011 se abría al tráfico la variante del Barranco de la Batalla, el único tramo pendiente de la Comunidad Valenciana de la conocida como Autovía del Mediterráneo.

En aquel entonces no se pudo inaugurar de manera oficial por estar en campaña electoral. “Podría parecer que no ha pasado el tiempo, pero han sido ocho años ya desde el día que dejamos de estar aislados, ahora queremos, además, ser visibles” ha recordado el concejal popular, Kiko Cantó.

La entrada sur hacia nuestra ciudad, a diferencia de otras poblaciones limítrofes, carece de iluminación. Desde la salida de los túneles hasta la llegada a las primeras fábricas todo el trayecto se realiza a oscuras.

Cantó ha resaltado la importancia de “dotar de la relevancia necesaria la entrada a Alcoy desde Alicante y aumentar la seguridad del tráfico en una salida que se encuentra inmediatamente después de un cambio de velocidad y de luminosidad tras los túneles de la Font Roja”.

Kiko Cantó es concejal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Alcoy

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies